Lun15102018

Ultima Actualizacion:Jue, 11 Oct 2018 11pm

Back Está aquí: Home Ciencia

UAGRM

Los Galaxy S8 se rajarían con más facilidad

Los nuevos celulares de Samsung tienen pantallas grandes de bordes curvos y mucho vidrio, pero parecen rajarse más fácilmente, de acuerdo con las pruebas realizadas por SquareTrade, una compañía que vende planes de reparación de dispositivos.

La prevalencia del vidrio en el diseño del Galaxy S8 y el S8 Plus los hace hermosos, dice SquareTrade, pero también "extremamente susceptibles a agrietarse cuando caen al suelo".

Samsung no comentó al respecto, según informó Associated Press.

Los nuevos teléfonos han recibido reseñas positivas de la Associated Press y otros medios. Samsung dice que los pedidos adelantados del S8 eran 30% más altos que los del S7. La compañía no dio a conocer cifras específicas. El S8 tiene un precio base de 750 dólares, 100 más que el S7.

SquareTrade señaló el lunes que aparecieron grietas en las pantallas tanto del S8 como del S8 Plus, luego de apenas una caída con la pantalla sobre la acera desde una altura de 1,8 metros (6 pies). Los dispositivos presentaron problemas similares cuando cayeron con la parte trasera o de costado.

De manera poco sorpresiva, ambos modelos obtuvieron buenos resultados en caídas sobre el agua. Los teléfonos sufrieron un poco de distorsión de audio, pero ese es un problema común y temporal. El S8 cuenta con características de resistencia al agua.

SquareTrade no realizó pruebas a las baterías de los teléfonos, la fuente de los problemas que originaron el retiro del modelo Galaxy Note 7 de Samsung.

Fuente: Associated Press

Descubren el planeta más caliente del universo

El pasado 5 de junio, un equipo de astrónomos presenta un descubrimiento en las antípodas de todo esto, pero no por ello menos apasionante. El hallazgo se ha hecho con el telescopio extremadamente pequeño KELT, cuyo objetivo es detectar exoplanetas en torno a estrellas mucho más grandes, brillantes y violentas que el Sol. Estos astros parecen albergar muchos menos planetas que las estrellas más pequeñas, y una posible explicación es que estos mundos acaban siendo devorados por su estrella o desintegrados por la intensa radiación.

Los responsables del telescopio lo describen como un planeta gaseoso unas dos veces más grande que Júpiter y que está 30 veces más cerca de su estrella que la Tierra del Sol, lo que le convierte en el gigante gaseoso más cálido descubierto hasta el momento.

El nuevo mundo está a 650 años luz. Un año terrestre dura allí un día y medio, lo que tarda en dar una vuelta a la estrella. Kelt 9-b ofrece siempre la misma cara a su astro. La temperatura en la faz iluminada supera los 4.300 grados, casi 10 veces más que Venus, el planeta más cálido del Sistema Solar. El calor y la radiación hacen que los átomos de la atmósfera vibren tanto que les es imposible unirse para formar agua o cualquier otra molécula con la que comenzar a construir una química mínimamente habitable.

Con los niveles de radiación ultravioleta actuales, el planeta perdería toda su atmósfera en 600 millones de años, con lo que quedaría expuesto su núcleo. Pero mucho antes, en 200 millones de años, la estrella consumirá todo el hidrógeno que contiene e iniciará un proceso de envejecimiento y muerte que triplicará su tamaño. Si aún queda algo del planeta, es posible que sea devorado causando un gran estallido de luz, explica el estudio.

“Este planeta es lo más lejano en cuanto a la vida, el más extremo, el más inhóspito e infernal, pero gracias al estudio de su atmósfera vamos a aprender nueva astrofísica”, resalta Ignasi Ribas, investigador del Instituto de Ciencias del Espacio, en Barcelona. El hallazgo también refuerza la idea de que “hay planetas en todos sitios, incluidos en las estrellas más cálidas”, añade Scott Gaudi, astrónomo de la Universidad del Estado de Ohio (EE UU) y primer autor del estudio.

Fuente: El País

La alarmante figura humanoide que apareció en Zambia ¿Es falsa?

Esta es la publicación que 'Buzz Nigeria'

"Un dementor", "una enorme figura humanoide", así diversos medios calificaban lo que resultó ser 'un objeto volador identificado': una cometa.

Un tuit falso del supuesto portal informativo 'Buzz Nigeria', mostraba "una extraña figura similar a un dementor, la criatura de ficción que aparece en la saga de 'Harry Potter'".

Según 'Buzz Nigeria', autor de noticias falsas, "los habitantes de la ciudad de Kitwe (Zambia) huyeron aterrorizados cuando lo vieron aparecer en el cielo". ¿De verdad, parece aterrador, no?

Aunque lo que presumía ser "un monstruo" en verdad resultó ser una cometa. La usuaria de Tumblr Yasmine, una joven de 21 años de edad, publicó la foto de un objeto volante con la descripción: "Soy yo buscando el amor en el mundo", de esa forma se comparó a sí misma con el "dementor".

Aunque en el momento de la publicación, el pasado 7 de febrero, la joven no podría imaginar el significado que obtendrían en el futuro sus palabras y el uso que se daría a la imagen de ese objeto volante que alguien decoró con apariencia humanoide.

La publicación

El pánico empezó a surgir entre varios de los ciudadanos que al alzar la vista vislumbraron sobre un centro comercial de la ciudad una figura alargada de unos 100 metros con forma de persona y que acababa en punta, tal y como informa el periódico 'Nigeria Today'.

Las personas que vieron este espectro aseguran que duró sobre una media hora, tiempo en el que algunos curiosos fotografiaron el extraño caso y lo publicaron en las redes sociales haciendo alusión en algunos casos la semejanza con estos personajes de Harry Potter.

RT, canal de televisión internacional, pidió  disculpas por caer en la falsa noticia. “Gracias a los comentarios de varios lectores realizamos una investigación más profunda sobre la fuente, que nos llevó a descubrir el origen de la publicación”, publicó en canal.

Estudiante de 16 años es elegido por la NASA para explorar Marte

Unos metros de hilo de pescar, unos sensores de tres euros y un guante del Decathlon. Poco más necesitó Joel Romero Hernández, de 16 años, para desarrollar un prototipo robótico manipulado por control remoto para llegar a Marte. Su investigación ha ganado el segundo premio de la NASA en Ingeniería Mecánica durante la Feria Internacional de Ciencia y Tecnología de Intel (Intel ISEF), una de las más importantes del mundo para estudiantes no universitarios.

Joel dice que el interés por la astrofísica le viene “de serie”: “Yo era de los que veían los documentales de La 2”. La ropa lo delata. Viste una camiseta de la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN) con unas letras estampadas, ilegibles para el ojo ignorante en física cuántica: “Es el modelo estándar de la física de partículas”, explica. Se la compró en una visita escolar que hizo al CERN con María José Hellín, tutora de su aventura científica.

El chaval llegó este año al Instituto Francesc Xavier Lluch i Rafecas (Vilanova i la Geltrú, Barcelona) con una mano biónica bajo el brazo. La diseñó el curso pasado con unos amigos y le sirvió de fuente de inspiración para lo que estaba por venir. El verano pasado ganó una beca para entrar en el programa Joves i Ciencia de la Fundación Catalunya-La Pedrera, donde le ofrecían estancias en el extranjero si desarrollaba un artículo científico. “Había un programa en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), cuna de la tecnología. Era mi sueño ir allí”, apostilla. La película Avatar acabó de configurar su idea. “La vi y pensé: ¿por qué no aplicar esta tecnología para —igual que en Avatar se controlan cuerpos biológicos— poner cuerpos robóticos en Marte y controlarlos por láser como hace la Estación Espacial Internacional? Así los astronautas pueden empezar a hacer cosas sin estar en la superficie de Marte”, dice con entusiasmo.

Robó muchas horas al sueño para entregar el proyecto a tiempo. Una estancia en el MIT bien lo merecía. “Desde la Tierra, para controlar un robot tardas 20 minutos porque la distancia entre la Tierra y Marte da un retardo de 20 minutos. La clave era poner una nave espacial en órbita para que la señal tardase menos de un segundo en llegar. Así, si muevo el robot desde la nave, se mueve en la superficie”, señala.

María José también tuvo que alargar las horas de la noche para calcular mecánicas orbitales y ubicar la nave espacial en el lugar correcto. “Yo no soy una agencia espacial. No tengo los medios ni el conocimiento para hacer el sistema entero, pero sí puedo demostrar que son posibles todos los principios físicos que están detrás de ese plan”, dice con humildad. Con la teoría zanjada, Joel montó el prototipo: primero los circuitos básicos, los sensores y ya, con una impresora 3D, imprimir las piezas y montar el robot.

Tal fue su éxito que no solo fue seleccionado para irse al MIT este verano, sino que fue elegido para participar en la feria estatal Exporecerca Jove, donde ganó varios premios. Entre ellos, el que lo lanzó directo a Los Ángeles, a la feria de Intel ISEF.

Allí, la organización entrega un galardón propio, el Grand Award, aparte de los que conceden compañías y organizaciones de todo el mundo —Special Awards— que, como la NASA, visitan la feria para tomar ideas. Joel recibió el segundo premio otorgado por la NASA y se convirtió en el primer español en recibir un Special Award. “Yo, que iba con un prototipo low cost, con motores de tres euros cuando había gente con proyectos de laboratorio, no me esperaba ganar nada. Vinieron los de la NASA a hablar conmigo y eso para mí fue suficiente”, admite emocionado.

Pero esto es solo el principio. Joel sigue empecinado en cuadrar los cálculos de María José para lograr que el robot extraiga agua de Marte que permita convertirse en energía y retroalimentarse sin necesidad de pesadas baterías. María José calma las ansias del chaval. “Los cálculos aún no nos salen, pero, a ver, a la NASA tampoco”, sonríe.

Fuente: El País

¿Por qué no sentimos la rotación de la Tierra?

La Tierra gira sobre su eje una vez cada 24 horas. En el ecuador de la Tierra, la velocidad lineal de la Tierra es de 1.666 Km/h. Bolivia se encuentra entre los 57°26' y 69°38' de longitud occidental y 31' y 22°53' de latitud sur, abarcando más de 13 grados geográficos 

Viajamos a esta altísima velocidad junto con los edificios, los árboles del parque y la atmósfera que nos rodea. Pero, si vamos tan rápido ¿por qué no notamos nada? En realidad no importa a qué velocidad vayamos, normalmente no la notamos.

Piensa en cuando viajas en coche. Cuando vas por la autopista, en línea recta, a una velocidad constante no notas nada. Pero si el vehículo pega un frenazo o un acelerón tu cuerpo se impulsa bruscamente hacia delante o hacia atrás.

Del mismo modo, sólo notaríamos la rotación de la Tierra si ésta, de repente, dejara de girar o acelerara bruscamente. Lo que también notaríamos es que cambia nuestro peso, puesto que al girar la fuerza centrífuga se opone al peso. Con los pies en el ecuador un frenazo de la Tierra nos haría un 0,5% más pesados.

La rotación Terrestre no se percibe ni siquiera viajando en avión. De hecho, la rotación no afecta al tiempo que duran los viajes en avión. En realidad, no importa si viajas hacia el este o hacia el oeste, la Tierra arrastra a toda la atmósfera en su rotación y los aviones no salen de ésta cuando vuelan.

Para empezar a apreciar el giro de la Tierra hay que subir un poco más, a 200 kilómetros de altura. Allí, donde la atmósfera deja de existir, comienza el espacio y los rotuladores flotan.

Fuente: Tecnoxplora

Científico manifiesta que especie tecnológica habría habitado la tierra

Una "especie tecnológica indígena antigua" podría haber habitado la Tierra, Venus "antes del efecto invernadero" o "un Marte húmedo", asegura en un artículo Jason Wright, profesor de astrología y astrofísica de la Universidad Estatal de Pensilvania (EE.UU.). En cualquier caso, el científico recalca que nuestro planeta es "el origen más obvio para una especie antigua de cualquier tipo".

El profesor estadounidense enumera las probables causas de la supuesta extinción de estos tipos de vida. "La respuesta más obvia sería un cataclismo, algo natural —por ejemplo un impacto de un asteroide a escala de extinción— o algo autoinflingido: por ejemplo una catástrofe climática global", opina. No obstante, tampoco descarta otras posibilidades, como la de que "sencillamente se extinguieron", que se volvieran "permanentemente no tecnológicos" o que abandonaran el Sistema Solar "por alguna razón".

Además, Wright afirma que si existió una especie avanzada, probablemente haya dejado algún tipo de "marcas tecnológicas" que podrían ser halladas. Sin embargo, el científico apunta que el movimiento de las placas tectónicas en la Tierra y los cambios que han ocurrido en Venus habrían destruido estos rastros.

En este sentido, subraya que aún podría encontrase algún tipo de evidencia en otros planetas bajo la superficie, dado que "las estructuras enterradas bajo la superficie pueden sobrevivir y ser halladas mientras no hayan sufrido una colisión tan grave que deje destruida su naturaleza artificial". Entre los lugares más posibles de su preservación, según Wright, figuran el planeta rojo y la Luna.

Fuente: RT

El planeta TRAPPIST-1 tiene mayor posibilidad de alojar vida que la Tierra

Científicos de la Universidad de Harvard han calculado las posibilidades de que haya vida en un sistema de 7 planetas recientemente descubiertos por la NASA.

Astrofísicos de la Universidad de Harvard y del Centro Harvard-Smithsonian acaban de determinar que la probabilidad de que haya vida en el nuevo sistema de exoplanetas TRAPPIST-1 es más elevada que en la Tierra, de lo que han informado en un estudio publicado este 2 de marzo.  

El pasado mes de febrero los científicos de la NASA descubrieron un nuevo sistema planetario más allá del Solar. Alrededor de la estrella enana fría TRAPPIST-1, ubicada en la constelación de Acuario –a 39 años luz de nuestro planeta–, orbitan siete planetas del tamaño de la Tierra que pueden contener agua. En al menos tres de ellos podría haber océanos.

La distancia entre los planetas del sistema TRAPPIST-1 es significamente menor que la que hay entre la Tierra y Marte. Según los científicos, ello facilita la transferencia de moléculas orgánicas desde un cuerpo celeste a otro, fenómeno conocido por la ciencia como panspermia. 

Con la ayuda de modelos matemáticos los astrofísicos han avalado la alta probabilidad de probar la hipótesis de la panspermia en el TRAPPIST-1, lo que aumenta las posibilidades del surgimiento de la vida, o de que se produzca la abiogénesis, que es la aparición de organismos vivos a partir de materia inerte. Dada la distancia entre los planetas, las posibilidades de que se dé este último proceso en el sistema TRAPPIST-1 son más altas que en nuestro Sistema Solar, concluyen. 

Fuente: RT

La NASA planea transformar a Marte en un planeta habitable para los seres humanos

El planeta rojo tuvo en el pasado una atmósfera y océanos.

Sus creadores aseguran que se trata de una estrategia que puede parecer de ciencia ficción, pero que es viable. 

Científicos de la NASA, la agencia espacial de EE.UU., aseguran que Marte podría ser habitable si se crea artificialmente algo que la Tierra ya posee: un campo magnético protector.

Este escudo es fundamental para evitar el impacto de la radiación y los potentes vientos solares. Por tanto, podría generarse un campo similar en torno del planeta rojo, según investigadores de la División de Ciencia Planetaria de la NASA (PSD, por sus siglas en inglés).

La propuesta fue presentada recientemente en taller Visiones para la Ciencia Planetaria 2050, Planetary Science Vision 2050 Workshop, de la agencia espacial estadounidense.

Investigadores quieren recuperar el Marte del pasado

Marte es actualmente un mundo dominado por extremos.

La falta de atmósfera hace que la temperatura pueda pasar de 20 grados diurnos a 80 grados bajo cero durante la noche.

Pero el planeta rojo fue muy diferente en el pasado.

Datos de las misiones MAVEN de la NASA y Mars Express de la Agencia Espacial Europea sugieren que Marte tuvo un campo magnético natural, pero éste desapareció hace unos 4.200 millones de años y, como consecuencia, la atmósfera marciana se disipó progresivamente durante los siguientes 500 años.

Lo que los investigadores se proponen, entonces, es recuperar mediante tecnología de punta al Marte del pasado, con su atmósfera, mayor temperatura y parte de sus antiguos océanos.

Campo magnético

Campo magnético artificial protegería a Marte de la radiación y los vientos solares.

"En el futuro es bastante posible que se pueda generar un campo magnético de 1 o 2 Teslas contra los vientos solares", aseguró Jim Green, de la división de ciencia planetaria de la NASA.

Green y sus colegas proponen colocar un dipolo magnético a modo de satélite para que acompañe al planeta en su órbita, protegiéndolo.

Un dipolo es un elemento puntual que produce un campo magnético dipolar (dos polos magnéticos opuestos).

Green asegura que ya se han creado magnetósferas artificiales en miniatura para proteger a las tripulaciones de naves espaciales.

Los investigadores de la NASA realizaron simulaciones según las cuales un campo magnético ubicado en el llamado punto de Lagrange L1 sería suficiente para incrementar el grosor de la atmósfera y la temperatura en 4 grados centígrados.

Los puntos de Lagrange o puntos L son las posiciones en un sistema orbital donde un objeto puede estar estacionario respecto a objetos más grandes.

Colonia humana

La NASA prevée la existencia de una colonia humana en Marte para la década de 2030.

La magnetósfera artificial podría desviar los vientos solares al igual que un campo magnético natural. El aumento de temperatura a su vez podría derretir el dióxido de carbono en el polo norte del planeta. Y ello crearía un infecto invernadero que aumentaría aún más la temperatura hasta llegar a condiciones compatibles con la presencia de agua líquida.

"Una atmósfera marciana con mayor temperatura y presión permitiría suficiente agua líquida en la superficie como para mejorar la exploración humana durante la década de 2040", asegura Green.

El escudo magnético facilitaría la llegada de misiones al planeta rojo. La NASA divulgó en 2015 su plan Journey to Mars o Viaje a Marte, en el que prevé la existencia de una colonia humana en el planeta rojo para la década de 2030.

Para Green, si se crea un campo magnético artificial, "las nuevas condiciones en Marte permitirían a investigadores y exploradores estudiar el planeta en mucho más detalle".

"Y si esto se logra, la colonización de Marte no estará muy lejana".

Fuente: BBC 

NASA anuncia eclipse solar anular

 

Ocurrirá mañana domingo 26 de febrero, un espectáculo celestial que no te puedes perder.

Un eclipse anular es clasificado como un eclipse parcial y ocurre cuando la Luna pasa por delante del Sol y se ubican exactamente en línea con la Tierra, pero la Luna aparece un poco más pequeña, por lo que un anillo brillante es visible alrededor de ella. Se le conoce como un 'anillo de fuego'.

Este fenómeno podrá ser visto en la parte sur de Latinoamérica y África, contando con que haya buenas condiciones climáticas, reporta la NASA, que indica en este mapa en qué partes será visible.

"Para verlo debes estar dentro del camino indicado por las líneas azules", afirma la agencia. Básicamente en la parte sur de Chile, Argentina, Uruguay y Brasil.

"El círculo verde marcado con GE muestra el punto máximo del eclipse. El círculo magenta que dice GD es el punto de máxima duración", en este último punto el eclipse se va a ver durante casi un minuto y medio.

El eclipse comenzará a las 7:10 de la mañana hora ET y terminará su tránsito al mediodía: 12:35 p.m. ET.

Si estás en el camino del eclipse recuerda que nunca debes mirar directamente al Sol, incluso si está parcialmente cubierto por la luna. Debes siempre usar lentes protectores o usar un método indirecto.

El movimiento de la Luna frente al Sol permitirá observar primero un eclipse parcial (en la que se cubre sólo una porción del Sol a medida que la Luna avanza) y este podrá verse en Chile en ciudades como Santiago y Punta Arenas, en Argentina en Buenos Aires, en Uruguay en Montevideo, y en Brasil en Río de Janeiro.

Luego, cuando ya la Luna está perfectamente frente al Sol y en línea con la Tierra, se producirá el eclipse anular, que se verá en Chile en Coyhaique y en Argentina en Facundo y Camarones.

El próximo eclipse lunar parcial será el 7 y 8 de agosto y habrá un eclipse solar total el 21 de agosto.

Fuente: CNN

Subcategorías