El Universitario
Cuestionan que 3.300 estudiantes se queden sin becas comedor y que se den prebendas a dirigentes

Cuestionan que 3.300 estudiantes se queden sin becas comedor y que se den prebendas a dirigentes

En este tema Miguel Carrasco, exsecretario ejecutivo de la Federación Universitaria Local (FUL), lamentó que “al rector Saúl Rosas no le interesen los estudiantes y que solo los vea como votos”, lo que se demuestra con la reducción de los beneficiarios de las becas comedor

Existe un clima de descontento y molestia por parte de dirigentes estudiantiles de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM) ante la información oficial referida a que dos mil alumnos se quedarán sin becas comedor este año debido a la falta de recursos económicos.

En este tema Miguel Carrasco, secretario ejecutivo de la Federación Universitaria Local (FUL), lamentó que “al rector Saúl Rosas no le interesen los estudiantes y que solo los vea como votos”, lo que se demuestra con la reducción de los beneficiarios de las becas comedor.

A su vez también critica también al representante de la FUL, Daniel Suárez, y a los delegados del Ilustre Consejo Universitario por no cumplir la función de defender a los estudiantes.

“Lo de las becas comedor no es nada. Se ha realizado una convocatoria a becas (de estudio, investigación y extensión) en las cuales se está incumpliendo la normativa que indica que debe destinarse para los alumnos más necesitados y están siendo utilizadas para prebendar dirigentes en pro de la campaña de Saúl Rosas”, criticó.

En este sentido, se conoció que a las oficinas de la FUL llegan estudiantes denunciando que les han ofrecido becas IDH a cambio de realizar campaña para el actual rector de la “Gabriel” e incluso les piden los documentos respectivos. Indican que es un “secreto a voces”.

La susceptibilidad es aún mayor tomando en cuenta que las 4.500 becas IDH que se manejan todavía están en análisis y no han sido otorgadas.

Hace un tiempo el ex candidato a la FUL, Daniel Fernández, manifestó a este medio de comunicación que la distribución de becas responde a intereses políticos porque la FUL tendría derecho a un 50 por ciento de las becas IDH, luego cada centro interno accede a 3 becas comedor y una beca trabajo, mientras que el resto es repartido por la DUBS de acuerdo a otro tipo de criterios.

A su vez el consejero universitario, Alex Camiño, afirmó que las becas-  comedor son un derecho de los estudiantes más necesitados que viven en zonas periféricas y que lo requieren dada la crisis económica, por lo que su otorgación debe ser transparente. “Es lamentable que no se haya lanzado aún la convocatoria”, indicó.

“Lo más preocupante es que los estudiantes han sido olvidados. No están siendo beneficiados con lo que les corresponde, las becas son de gran ayuda para los universitarios para que no abandonen su carrera en estos momentos tan críticos por la pandemia. Se ve indiferencia de las autoridades de la Universidad. Vamos a pelear en el ICU porque la beca comedor es un derecho fundamental de los compañeros”, remarcó.

Por su parte el dirigente estudiantil de la carrera Ingeniería Civil, Ernesto Flores, manifestó que es una mala noticia que las becas comedor no se otorguen a 2700 alumnos como se hacía cada año, y que se debe a los malos manejos de la UAGRM por parte de las autoridades.

“Las autoridades de la Universidad a la cabeza del rector y vicerrector han despilfarrado los recursos económicos, existe mucha corrupción. Uno de ellos es el sobreprecio en el tema de los barbijos, en tiempos de pandemia realizan regalos de lujo como las laptops para docente, malgastando más de 14.7 millones de bolivianos”, reprochó el representante estudiantil.

Del mismo remarcó que “los responsables directos de esta crisis económica de la UAGRM son el rector Saúl Rosas, actual candidato a vicerrector y el vicerrector Oswaldo Ulloa actual candidato a rector, ellos son los responsables directos del mal manejo de los recursos económicos de la Universidad”.

La Dirección Universitaria de Bienestar Social (DUBS) informó que la otorgación de becas comedor para más de 2700 estudiantes, como en otras oportunidades, no será posible esta vez y se entregaría en dinero, pero solo para 700 universitarios.

Se planifica dar un bono mensual de 390 bolivianos por cuatro meses, pero esta propuesta debe ser aprobada en sesión del Ilustre Consejo Universitario (ICU), que no tiene fecha para volverse a reunir.

La explicación de esta merma es que ya no se cuenta con recursos institucionales de la UAGRM que se otorgaban desde Rectorado y solo se tiene fondos de los ingresos por Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) pero en menor cantidad.

 

Fiscalizarán dinero

transferido al Seguro

 

El dirigente estudiantil Miguel Carrasco adelantó que exigirán al rector Saúl Rosas una explicación detallada de los recursos económicos que la UAGRM transfiere al Seguro Social Universitario para cobertura médica de los estudiantes tomando en cuenta que se indicó que está técnicamente quebrado.

“Se le desembolsaban al Seguro Universitario más de 12 millones se bolivianos anuales para atender a los estudiantes. Se aumentó ese presupuesto y lo desconocemos. Por tal motivo esta semana realizaremos las solicitudes de informes correspondientes y de existir irregularidades o la no atención a los compañeros llegaremos hasta las últimas consecuencias”, aseveró.

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.