El Universitario
El Seguro Universitario compró barbijos a Bs 86 la unidad

El Seguro Universitario compró barbijos a Bs 86 la unidad

La dirigencia de los docentes de la UAGRM observó que en la institución médica se han realizado gastos por encima de lo que ofrecía el mercado, además de tener un solo proveedor para cada servicio médico contratado.

Suman las denuncias de irregularidades en contra de la actual administración del Seguro Social Universitario (SSU) de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM).

Esta vez se reveló que el año pasado la institución médica compró barbijos a un precio de Bs. 86 la unidad, siendo que pese a la especulación que había en ese momento, las mascarillas más caras costaban alrededor de Bs. 50.

El dato fue dado a conocer por Adolfo Mercado, representante docente en el Directorio del SSU, en una entrevista con el programa ‘Semana’, que se transmite los domingos a las 20:00, por la página de Facebook del periódico El Universitario.

Mercado indicó que a título de la emergencia sanitaria por el Covid-19 se realizaron compras y contrataciones con precios exagerados. En el caso de los barbijos se destinaron más de Bs. 120.000 para adquirir lotes de mascarillas a un precio unitario de Bs. 86.

De igual manera, señaló que los trabajadores del Seguro Universitario hicieron comparaciones de precios en otras compras y descubrieron que, en el mercado, se encontraban precios menores a los que había conseguido la administración de la institución médica.

“Si bien las compras eran necesarias, no se tomó en cuenta la exageración en los precios”, expresó Mercado.

Un solo proveedor

Otro punto observado por el representante de los docentes en el SSU fue que existe solo un proveedor para cada servicio contratado, como laboratorios, tomografías, entre otros. “Cuando eso pasa no hay competencia para negociar precios”, explicó.

Por ello, Mercado señaló que se ha pedido una revisión a los procesos de licitación para que haya más transparencia, ya que muchos laboratorios que podrían ofrecer los servicios a un precio más bajo no se enteran de los requerimientos del Seguro Universitario.

Quiebra técnica

La anterior semana, la Federación de Profesores lanzó un comunicado alertando que el Seguro Universitario estaba en una situación de “quiebra técnica”, debido a la “demostrada incapacidad” del equipo administrativo, a la cabeza de su gerente general, Katiuska Pérez.

Por ello se exigió la renuncia de todo el plantel ejecutivo del SSU y de Remberto Soto, presidente del Directorio, a quien se le acusó de “proteger impunemente la mala gestión”.

Al respecto, Mercado sostuvo que los ingresos mensuales del Seguro Universitario alcanzan los Bs. 8 millones y que actualmente los gastos ascienden a Bs. 9,4 millones. Este déficit se está cubriendo con los fondos de reserva de esta institución.

Sin embargo, se calcula que en uno o dos meses ya no quedará nada de este fondo y el SSU se verá imposibilitado de cubrir sus obligaciones.

Mercado detalló que, en el 2017, los fondos de reserva del Seguro Universitario alcanzaban los Bs. 37 millones. Con este monto se pretendía construir una clínica en inmediaciones del Tercer Anillo, Av. Grigotá.

Cada año estos fondos fueron decreciendo y con la llegada de la pandemia se intensificó aún más.

Es por ello, que la FUP pidió que se muestren los resultados de las auditorías internas que se hicieron al Seguro Universitario, para verificar si hubo irregularidades en el manejo de los recursos en los últimos años.

“Hemos pedido que se hagan las cosas de maneras transparentes…sabemos que ya hay auditorías internas, pero tampoco las muestran en el Directorio”, manifestó Mercado.

Personal sin título

Por su parte, la dirigencia del Sindicato de Trabajadores del Seguro Universitario denunció que al interior de esta institución médica existen funcionarios trabajando en puestos profesionales sin contar con un título.

Además, se acusó a la administración de Katiuska Pérez de contratar servicios médicos de laboratorios, Rayos X y otros “con costos superiores a los ofertados en el mercado”.

Estas denuncias se hicieron conocer en una carta que envió la dirigencia de los trabajadores a Pérez, el pasado viernes, en el cual ratifican su declaratoria de emergencia anunciada en semanas pasadas y advierten que no descansarán hasta que la gerente general presente su renuncia a esta entidad.

La carta del sindicato firmada, entre otros dirigentes, por el secretario general, Walter Pestaña, señala que no se ha tenido respuesta al pedido de los trabajadores de elaborar y ejecutar un plan para revertir la “deplorable y lamentable” situación en la que se encuentra el Seguro Universitario.

Los dirigentes recuerdan que el pasado 13 de abril enviaron una primera carta en la que se declaraban en estado de emergencia y exigían cambios urgentes en la “pésima administración”, para evitar una quiebra técnica y posible “intervención gubernamental”.

“Hasta la fecha no hemos visto ninguna acción y actividad en la entidad, para poder mejorar la situación económica y financiera, además de no atender nuestros requerimientos”, expresa la misiva.

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.