El Universitario
En campaña, Áñez promete los mismos bonos para 2021 y fustiga a Morales y Mesa

En campaña, Áñez promete los mismos bonos para 2021 y fustiga a Morales y Mesa

Dice que vencerá a sus contendores, a quienes calificó de “tibios” y “miedosos”, y sentenció a Evo Morales por los casos que se lo acusa ante la Justicia.

Un mensaje presidencial de campaña, difundido por medios y cuentas estatales. La presidenta transitoria, Jeanine Áñez, anunció este sábado que asegurará, desde el lugar que le toque, que se sigan pagando en 2021 los bonos vigentes y los que se crearon durante la pandemia del COVID-19. Además, fustigó a sus contendores electorales y dijo que los vencerá; los calificó de “tibios”, en un dardo lanzado ya antes a Carlos Mesa, y sentenció a Evo Morales, a quien llamó “tirano”.

Pese a los problemas económicos de salud y tecnología, fuimos capaces de crear una red de solidaridad a través de los bonos, la más importante del continente, y quiero que sepan que voy a asegurarme, desde donde me toque, que el próximo año el Estado siga entregando los bonos que entregamos este año. No importa lo que tenga que hacer, contra lo que tenga que luchar, a quién tenga que vencer, voy a trabajar día y noche para hacer de nuestro país una sociedad fundada en la solidaridad, en los bonos y en la ayuda entre unos y otros”, afirmó la Mandataria en su discurso al cual se plegaron medios privados.

Y luego arremetió contra sus rivales políticos. “No hay que temerle al futuro, que lo vamos a construir entre todos.  A lo único que hay que temer es a la indiferencia, a perder el coraje, hay que temerle a los tibios, a los indiferentes, a los miedosos, a los que igual vamos a vencer. El futuro no se construye con miedo, ni con tiranos, ni con tibios, ni con abusivos, se construye con coraje, con el coraje que han tenido los bolivianos para enfrentar la crisis que hemos vivido. Se construye con bonos, aprobando el 10% de presupuesto para la salud, haciendo por la salud lo que no se hizo en décadas. Se construye con pacificación, defendiendo la democracia, respetando la ley y haciendo respetar la ley, entre todos”.

Áñez ha convertido a los bonos en su discurso de campaña, sobre todo tras el rechazo de la Asamblea Legislativa, con mayoría del opositor Movimiento Al Socialismo (MAS), a un crédito del Fondo Monetario Internacional (FMI) de $us 327 millones, por “falta de transparencia” en las condiciones. Ello ha frenado el pago del Bono contra el Hambre de Bs 1.000, una oferta del presidenciable del MAS, Luis Arce, que fue avalada por el Legislativo, pero que fue observada en su financiamiento por la Mandataria, quien había propuesto el Bono Salud de Bs 500.

Anteriormente, en agosto, Áñez había llamado a un pacto por los bonos a todos sus contrincantes electorales, cuando hubo las movilizaciones contra la suspensión de los comicios del 6 de septiembre al 18 de octubre. Pero no tuvo convocatoria. Por ello, calificó de “tibios” a Arce y Mesa, postulante de Comunidad Ciudadana (CC), y los retó a firmar un documento en el cual se comprometan a apoyar el pago de los nuevos bonos creados en la crisis sanitaria: Canasta Familiar, Familia y Universal.

Más aún, ante los resultados de las primeras encuestas con miras a las justas electorales del siguiente mes, la Presidenta puso en el punto de mira a Mesa, con quien pugnan por el segundo lugar, según los datos de esos estudios, tras una ventaja cómoda de Arce en el primer lugar, aunque con mucho camino por recorrer para poder eludir una segunda vuelta, para lo cual precisa un 40% de apoyo en las urnas y una distancia de 10 puntos porcentuales con respecto al segundo. Por esto, Áñez no ha desaprovechado la oportunidad de criticar a Mesa por lo que ella llama “tibieza”.

Han sidses durísimos, donde hemos forjado el espíritu de la nación boliviana, donde hemos ganado la guerra, donde todos han tenido que luchar para salir adelante, y vamos a seguir luchando, porque aunque ha pasado lo peor, esta batalla aún no terminao 10 me”, remarcó la Mandataria en su mensaje de este sábado. “Aún tenemos que luchar contra el virus, por la reactivación económica y el empleo, y luchar contra el tirano Evo Morales”.

El siguiente en ser atacado en su discurso fue el expresidente que se encuentra con refugio político en Argentina, desde donde critica los pasos dados por su sucesora desde el 12 de noviembre, luego de su renuncia dos días antes, asfixiado por las protestas cívicas, un motín policial, la sugerencia de las Fuerzas Armadas para que tome esa decisión y un informe de la Organización de Estados Americanos (OEA) que sustentó la tesis del fraude en los comicios de octubre del año pasado. Para Morales, hubo un “golpe de Estado”.

Ahora, hay varios procesos impulsados por el Gobierno contra Morales, el último es sobre un supuesto caso de estupro. En su mensaje, Áñez ya dio el veredicto sobre este hecho y de nuevo izó los “valores republicanos” para subrayar que su antecesor “pagará ante la ley”, al cual incluso llamó “tipo”. “(Morales) intentará volver para tumbar a este gobierno y al siguiente, pero mientras yo esté en esta presidencia quiero garantizarles algo, solo volverá para darle explicaciones a la Justicia, por haber violado los derechos humanos, por haber hecho fraude electoral, por haber cometido abuso sexual contra mujeres bolivianas y menores de edad. Ese señor va a pagar ante la ley, humilló los valores republicanos del pueblo y va a pagar ante la ley, maltrató la libertad de los bolivianos y va a pagar ante la ley, humilló a la mujer boliviana y va a pagar ante la ley. Cada niña abusada por ese tipo es una cuenta pendiente del tirano con la ley, es una cuenta pendiente con la Presidenta de Bolivia y por eso el señor Evo Morales puede causar la admiración y respeto de los políticos tibios de Bolivia, pero a mí me causa solo profunda indignación”.

Lanzó estas declaraciones un día después que Human Rights Watch (HRW) publicó el informe La justicia como arma: Persecución política en Bolivia, en el que acusa al gobierno de Áñez de abusar del sistema de justicia para perseguir a colaboradores y partidarios de Morales, documento que afirma también que los cargos por terrorismo contra el líder del MAS, por ejemplo, parecen responder a motivaciones políticas, por lo cual pidió retirarlos. El ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, negó cualquier injerencia en el Órgano Judicial y más bien acusó al MAS de tenerlo cooptado.

Y la última parte del mensaje dio lugar a que la presidenta-candidata se presente como la opción electoral para los comicios próximos, porque “quiere y cree estar a la altura”, y dándole un guiño en sus palabras a la alianza que la tiene como postulante: Juntos. “Vamos a salir adelante, el camino para construir un futuro mejor está comenzando. Vienen tiempos mejores, el nuestro es el camino del bienestar y los bonos, el camino de la salud, el camino de la tranquilidad, de la democracia, de la productividad, del empleo, de la unidad de Bolivia y, en suma, el camino de las familias bolivianas. Quiero y creo estar a la altura de ese camino, de ese desafío, gracias por haberme acompañado hasta aquí. El futuro lo vamos a construir juntos y vamos a salir adelante”.

La Razón.

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.