El Universitario

Universitario que pidió ayuda para comer, sólo aceptó de 5 personas

Universitario que pidió ayuda para comer, sólo aceptó de 5 personas

Sucre.- Luego de publicar su dramática situación, recibió más de 400 llamadas y mensajes que le ofrecían ayuda, pero sólo recibió de 5; pidió que se lo den a otros que necesitan.

Grover Gallego Montaño de 22 años, es estudiante del segundo año de la carrera de Economía de la Universidad San Francisco Xavier de Chuquisaca.

La mañana de este lunes, pidió ayuda a la población debido a que se encontraba en malas condiciones, sin dinero y, sin comida.

El periódico El Universitario se comunicó con el estudiante quien nos comentó que realizó la publicación porque se encontraba en una situación lamentable, debido a que, por la cuarentena, la empresa de pollos donde trabaja no están atendiendo. “Todo esto me agarró de sorpresa sin dinero. Me gusta valerse por mí mismo, pero esta situación me dejó muy mal”, cuenta.

“He trabajado desde mis 5 años en las calles de Chuquisaca, incluso un tiempo viví en las calles y soy amigo de muchas personas que duermen en ellas. A veces por la falta de oportunidades las personas de las calles se dedican a cosas malas; pero yo busqué la forma de ser diferente y me esfuerzo mucho, no me gusta pedir, pero no me quedó más”, resigna.

Actualmente estudia por las mañanas en el segundo año de Economía de la universidad pública SFXCH, y trabaja en la tarde en Pollos Oriental, cerca al centro de la capital, Sucre. Grover afirma que a raíz de la publicación que realizó ha recibido como 400 mensajes y llamadas de personas que buscaban ayudarlo.

“Les agradezco mucho, pero sólo recibí la ayuda de cinco personas que me indicaron su dirección para ir a recoger los víveres, con eso es suficiente”.

Grover Gallego asegura que no busca aprovecharse de la situación. “A las personas que me seguían escribiendo les estoy pidiendo que esa ayuda se la den a otra persona, porque hay muchos que en este momento están sufriendo por la falta de dinero para comprar alimentos”.

Grover finaliza pidiendo a la población que se ponga la mano al pecho y ayude al más necesitado en estos peores momentos de cuarentena. “Hay gente que, en plena cuarentena, está durmiendo en las calles y no tienen qué comer, hay muchos que no están comiendo bien, familias que apenas tienen para su comida”, se entristece.

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.